Deslave por el paso de Iota, incrementa el número de fallecidos Nicaragua

Deslave por el paso de Iota, incrementa el numero de fallecidos Nicaragua

Managua, 18 nov (EFE).- Al menos 16 muertos, 4 desaparecidos y cuantiosos daños materiales dejó a su paso el poderoso huracán Iota por Nicaragua, que arrasó con la Región Autónoma del Caribe Norte (RACN) y provocó deslizamientos mortales de tierra en el centro y norte del país, informaron este miércoles las autoridades. El número preliminar de fallecidos incremento tras el deslave ocurrido en el macizo de Peñas Blancas ubicado en el departamento de Matagalpa.

Siete personas murieron soterradas por un deslizamiento de tierra ocurrido en una zona montañosa en el departamento de Matagalpa, en el norte de Nicaragua, dijo la vicepresidenta del país, Rosario Murillo, al ofrecer un balance preliminar de los daños.

Los siete fallecidos en este deslave pertenecen a dos familias que habitan en las laderas de ese cerro y a las que, según Murillo, se les había ofrecido ser reubicadas a un lugar más seguro, pero se negaron.

A “estas familias se les había visitado continuamente, estaban asentadas en una zona de riesgo. En años anteriores se las había presentado propuestas de reubicación, no lo aceptaron, y luego, en estos días, habían sido visitados pidiéndoles” ser evacuados, afirmó Murillo, que es esposa del presidente Daniel Ortega.

PUEDES LEER: Huracán Iota se degrada a categoría 2 dejando graves daños en su paso por Nicaragua

DESLIZAMIENTO Y CRECIDA DE RÍOS

Entre esos siete fallecidos hay tres hermanos: Fanor, Elvis y Fanny, todos Otero; y una mujer, Martha Lorena Hernández, de 34 años, y sus hijos Orlando Josué (7), Heykel (9), Karen Junieth (2), todos Martínez Hernández, de acuerdo con la información.

La información preliminar es que había 15 personas desaparecidas, de ellas, en el transcurso de la noche y la mañana de hoy, se han encontrado cuatro personas con vida y siete fallecidos, comunicaron las autoridades.

El deslave o derrumbe , que según testigos desplazó la tierra aproximadamente un kilómetro, ocurrió la noche del martes en una zona de difícil acceso en el Macizo de Peñas Blancas, una reserva natural de 1.745 metros sobre el nivel del mar, ubicado en el municipio de La Dalia, departamento de Matagalpa, a 200 kilómetros al norte de Managua.

Con estos siete casos el número de muertos como consecuencia del huracán Iota se elevó a 16, incluyendo dos madres con una hija cada uno, respectivamente, que fueron arrastradas por la crecida de un río en el departamento de Carazo, en el Pacífico, y otros dos que iban a bordo de un taxi y les cayó un árbol.

“Llevamos contabilizado, lamentablemente personas fallecidas, como 16”, detalló Murillo.

DEVASTACIÓN EN EL CARIBE NORTE

Tras haberse desarrollado hasta ser un huracán de categoría 5 en la escala Saffir-Simpson, Iota, ahora convertido en un ciclón postropical que se desplaza sobre El Salvador, impactó la costa Caribe de Nicaragua el pasado lunes en categoría 4, la misma que su antecesor, Eta, que había causado destrucción apenas 13 días antes en la misma zona.

Aunque todavía se desconocen los alcances de la destrucción de Iota, la devastación es evidente en ciudades como Bilwi y en la comunidad de Haulover, 35 kilómetros al sur, donde el ojo del huracán tocó tierra, ambas en la Región Autónoma del Caribe Norte.

En su recorrido por el norte de Nicaragua, Iota causó inundaciones, deslizamientos de tierra, destrucción y muerte, especialmente en zonas que han sido afectadas por Eta, que dejó tres muertos, según la Cruz Roja Nicaragüense, mismos que no fueron reconocidos por el Gobierno.

Una alerta roja está en vigor para el Caribe de Nicaragua, y la amarilla para el resto del país. EFE

Entradas relacionadas

Deja tu comentario